En la actualidad los coches vienen equipados con más electrónica que se ocupa de todas sus funciones internas y uno de esos elementos es el alternador que es uno de los elementos principales del circuito eléctrico. Su objetivo es convertir la energía mecánica en energía eléctrica para cargar la batería y proporcionar el suministro eléctrico necesario al coche cuando está en movimiento.

Esta energía eléctrica  es necesaria para el funcionamiento de todos los sistemas eléctricos de los faros delanteros, el aire acondicionado, sistemas de audio y varios accesorios eléctricos que no reciben energía suministrada por la batería, cuyos niveles de energía eléctrica se renueva constantemente por el alternador del coche.

Es por ello, que el alternador del coche desempeña un papel muy significativo en el funcionamiento de un vehículo. Así, es importante saber cuáles son las señales de advertencia de una falla en este sistema, para así evitar una situación difícil con el coche.

La progreso que han sufrido los coches es tan grande que los alternadores tradicionales han dado paso a otros más complejos a nivel técnico y esto es debido a las necesidades de tener que suministrar más cantidad de energía a los sistemas auxiliares que se encuentran en el vehículo como pueden ser el sistema de audio, el de navegación, climatización, asistentes y ayudas a la conducción, entre otros.

Es fácil de identificar los problemas del alternador, pues al fallar el alternador afecta el funcionamiento de muchas piezas del coche. Por lo cual hay que tener en cuenta lo siguiente:

Los coches más modernos llevan insertado un chivato de luz de alternador para avisar si este fallara.

Si se ilumina en el cuadro de instrumentos la luz de la batería o la del alternador es que muy probablemente.

Si este elemento tiene poca carga el alternador no podrá trabajar satisfactoriamente. Para comprobar su voltaje tendremos que emplear un voltímetro y conectarlo a la salida de la batería. La medición tendrá que hacerse con el motor parado y posteriormente con él arrancado, pues sólo de esta forma podremos ver si la avería está en el alternador o en la propia batería. En todo caso, si con el motor parado obtenemos una lectura de batería por debajo de 12 voltios, el fallo estará aquí. Si con el motor arrancado obtuviéramos un dato menor a 13,8 voltios el problema será del alternador.

El alternador está movido por una correa que podría ser defectuosa, estar agrietada o desgastada.

A medida que el alternador comienza a fallar, la batería del coche no carga a los niveles normales, lo cual tiene un efecto sobre los accesorios eléctricos del coche.

La pregunta que se hace todo el mundo al escuchar al mecánico “eso es el alternador”.

¿Cuánto cuesta un alternador de coche?

Lo normal de la vida útil  de un alternador es de entre los 200 mil y 400 mil kilómetros, todo depende del uso que le demos al coche también.

Si el alternador de nuestro coche tuviera algún problema y tuviéramos que sustituirlo el coste dependerá del fabricante del mismo y del tipo de alternador que monte el vehículo. El precio de uno nuevo rondará  aproximadamente entre los 400 o 600 euros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*